El Portal de los profesionales de la colombofilia Meteorología | Bibliografía | Comercios 
Inicio | Noticias | Artículos | Entrevistas | Audiovisual | Ventas | Clasificaciones | Clubs | Iniciativas
Fco. Sanchez Ramirez Comparte esto en facebookVersión para imprimir

El tiempo dedicado a las palomas básico para conseguir éxitos

lunedì 11 febbraio 2008
Gustavo Q.P.

Suele decirse que el tiempo dedicado a las palomas es la base de mayor importancia para conseguir el éxito en el palomar.No pretendemos tazar un sistema o método completo, pero si deseamos hacer algunas observaciones relacionadas con el asunto, y aplicables a cualquier sistema que se emplee.

El aficionado debe elegir un sistema, de acuerdo con los procedimientos que se practican en colombofilia, o siguiendo el consejo de algún competidor de primera línea y de gran experiencia, pero cualquiera que sea el sistema empleado debe observar los consejos que dicta la prudencia, como queda dicho, independiente del tiempo empleado.

Primero: Tener la paciencia necesaria para esperar la evolución de su palomar, sin dejarse guiar por la impaciencia o por la improvisación.

Segundo: Una vez elegido el método o sistema para manipular su palomar, lo seguirá al pie de la letra, desde el primer día del año al último día del mismo, sin interrupciones que siempre son perjudiciales. La paloma debe ser atendida eficientemente, sin descuidarla un solo día.

Tercero: Observar una higiene rigurosa en todo momento; porque ésta constituye el secreto de la salud, y es la clave del éxito.

Cuarto: Emplear en toda época del año una alimentación correctamente calculada, utilizando granos de primera calidad.

Quinto: No efectuar jamás cambios bruscos en el sistema, porque los resultados son totalmente negativos.

Sexto: Entrenamientos metódicos, sin exageraciones perjudiciales, manipulación directa y personal con las palomas.

Séptimo: Calma y sangre fría para no dejarse guiar por el amor propio que aconseja siempre muy mal, cuando se trata de competencias deportivas.

Octavo: Observación desapasionada de cuanto se relaciona con nuestras mensajeras, y anotación muy severa de todo lo observado, no fiándolo de la memoria.

Comprendemos que habrá un número mayoritario de colombófilos que pensaran que a ellos ya no tiene nadie que enseñarles nada de este deporte, pero también es verdad que existe un número de aficionados que están deseosos de poder saber y aprender lo mucho que la colombofilia encierra.

Hay que darse cuenta que son muchos los que están iniciando en esta apasionada afición, que cuneta con muy pocos consejeros que puedan formarlos, ya que poseen vocación a las palomas mensajeras y no han visto nunca cumplir sus ilusiones de distinguirse en los concursos a pesar de creer tener palomas de buen origen y bien confirmadas.

Por ello, a veces no es necesario pensarlo dos veces para determinar que algo falla. En consecuencia, se debe proceder a un detenido examen de conducta en cuanto se refiere a la dirección de su palomar.
Suponemos que el aficionado posee nociones de las funciones orgánicas, de las estructuras y situación de los miembros externos, forma y transformación orgánica y de las leyes de la herencia.

Asimismo, de las numerosas teorías que se han sucedido relacionadas con la cría de palomas que habían de ser la raíz de las hoy llamadas mensajeras, si bien muchas de esas teorías fueron prontamente olvidadas, es indudable que contribuyeron en cierta medida a los estudios que determinaron la condición de vuelo en estas aves, lo que quiere decir que la paloma mensajera de nuestros días no es un producto del azar, sino la concesión de las observaciones que permiten la aplicación de los denominados métodos de selección.

En estos métodos de selección se encuentran comprendidos preferentemente la teoría de la vitalidad, la del ala perfecta, la de los ojos y la de la conformación corporal, y los sistemas de alimentación.
Se sabe que en colombofilia se suceden cuatro períodos; la muda, la cría, descanso o recuperación y la temporada deportiva, y que cada uno de estos precisan de varias atenciones especiales, como pueden ser la práctica de los vuelos llamados de entrenamientos, el proceso de preparación para los concursos y ese sin fin de detalles que median como factores que en el buen hacer de la colombofilia y su deporte.

Determinado lo que antecede como principios en el orden de la organización de un palomar, al establecerse por el aficionado los resultados positivos o negativos del examen a que nos hemos referido, debe evitar engañarse a sí mismo, pues no corregir a tiempo los errores es marcar las en las futuras generaciones el retroceso de las cualidades deportivas, considerando que los genes sobreviven y permiten se perpetúe en los hijos, nietos, etc., los rasgos físicos y deficiencias orgánicas de sus progenitores directos.

La colombofilia con todos sus encantos y emociones, exige muchos sacrificios para reconocer el valor de un colombófilo, y sin embargo un aficionado con fe, con entusiasmo, se adiestra con certeza en el conocimiento de las reglas y normas que determinan el quehacer en este deporte.


Fuente: Diario Las Palmas, lunes 19 de julio de 1993
Autor: Fco. Sánchez Ramírez

Agenda
  • Sábado 03/12/2005 18:00
    canariaslofts.com
    Puesta on-line
    Puesta en on-line del sitio web.
Especiales
Fco. Sanchez Ramirez
Clasificaciones

Elecciones 2006

Ley de Proteccion

 
Lo que opinan...
Entrevista

Hoy me dispongo a entrevistar para todos ustedes a un veteranísimo colombófilo de la Colombofilia Palmera y actual Campeón Social en su Club, consiguiendo así el mas importante Campeonato dentro del mismo. Cuando hablamos de Colombofilia en la Palma, a muchos les viene su nombre a la mente y es que se trata de uno de los colombófilos mas importantes dentro de la historia de nuestra Colombofilia Palmera.

Otras entrevistas

Rincón Audiovisual

El juego de las palomas

On line

Foro

NewsLeTTER

 
Buscar
Encuesta

Hoy no tenemos encuesta que hacer :(

Otras encuestas


 
contacto | nota legal | sobre este sitio
Copyright © 2011 VCR Técnicas Electronicas S.L.
Teléfono de contacto: 610 350 102